Bollos de leche rellenos de chocolate

bollos de leche

Los bollos de leche rellenos de chocolate son una tentación para todos. El relleno los hace únicos e ideales para una ronda de mates, entre amigos o en familia.

Receta para hacer bollos de leche rellenos de chocolate

Ingredientes

  • 400grs. de harina 000
  • 2 huevos
  • 10grs. de levadura fresca
  • 50grs. de azúcar
  • 50grs. de manteca
  • 1/2 vaso de leche
  • Ralladura de 1 limón
  • 1 tableta de chocolate
  • 1 huevo batido para pintar

Preparación

Para comenzar con esta receta hay que volcar la harina sobre la mesada, y hacer en el centro un hueco, formando una corona.

En ese centro generado, añadir la manteca cortada en daditos, el azúcar, la ralladura de limón, los huevos, la levadura desgranada a mano, y la leche tibia.

Una vez dispuestos todos los ingredientes, hay que comenzar a mezclar, del centro hacia afuera, a fin de ir añadiendo la harina de a poco, hasta formar una masa homogénea y manejable, lisa y suave, que no se pegue en las manos.

Aquí, lo fundamental es no pasarse con la harina. Si la masa queda muy pegajosa, hay que ir agregando más harina pero en pequeñas cantidades. En exceso, los bollos terminarán quedando duros, y arruinaremos la receta.

Una vez obtenida la consistencia deseada, habrá que hacer los bollos separando la masa en trozos regulares de unos 5cm. de diámetro e introducirles un pedacito de chocolate.

Como próximo paso, cubrir con papel vegetal una placa para horno, e ir acomodando los bollitos con una distancia considerable entre uno y otro ya que duplicarán y hasta triplicarán su volumen.

Para darles un tono dorado en la superficie, y resulten más tentadores a la vista,  pintar con huevo batido cada bollo, y  realizarles un corte a lo largo para que crezcan cómodamente.

Por último,  espolvorearlos con un poco de azúcar.

Antes de llevar al horno, habrá que dejarlos fermentar en un lugar cálido y sin corrientes de aire, hasta que dupliquen su tamaño.

Una vez fermentada la masa, calentar el horno a 180°  y cocinarlos durante 15 minutos, o hasta que estén doraditos.

Una vez que adquieran color, dejarlos enfriar y estarán listos para servir.

 

Si se siguen los pasos al pie de la letra, obtendremos unos bollos de leche rellenos de chocolate que serán bien tiernos y esponjosos, como deben ser.

 

Tags: , , , ,


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.